Estimado lector está visitando la página de archivo de ElToque dedicada a Venezuela, México. Desde el pasado mes de enero ElToque.com se centra exclusivamente en temas dedicados a Cuba. El nuevo objetivo de El Toque Cuba es continuar publicando las inquietudes de los jóvenes blogueros y periodistas cubanos. Visítenos en nuestra nueva web ElToque.com.

Violada y humillada: Doblemente víctima

Category: 

Jessica es periodista. Apenas terminó la carrera de comunicación en su natal Veracruz, comenzó a trabajar como camarógrafa para un noticiero en Coatzacoalcos. El 30 de mayo pasado, al terminar de cubrir un evento, un tipo le hizo la plática y le ofreció llevarla en su camioneta a su casa; la chica aceptó. A bordo del vehículo, una pistola la disuadió de gritar o poner resistencia.

Por Marta Durán de Huerta

Privada de su libertad, fue llevada a un motel en medio de un oscuro bosque donde fue violada. Jessica pudo enviar un mensaje pidiendo ayuda a su jefe y a sus compañero reporteros. Cuando ellos llegaron, el agresor ya se había ido.

La joven de 22 años de edad se presentó en el Ministerio Público a levantar un acta por secuestro y violación. Tuvo que dar sus datos personales además de revivir la experiencia más espantosa de su vida. Esa información que por ley es confidencial, fue facilitada ilegalmente a Federico Lagunes, ex regidor de Coatzacoalcos quien publicó el 3 de junio un artículo para MunicipiosSur.com, con el nombre completo de la víctima, su foto y los detalles obscenos de la agresión sexual.


 
En otro artículo publicado en Blog.Expediente.mx, escrito por Luis Velásquez Rivera, no solo puso en duda la violación de la periodista sino que se mofó del ataque aseverando que la muchacha se fue a practicar el Kamasutra al motel.

Lo irónico es que Federico Lagunes, autor del primer artículo, enfrenta una demanda por la violación de tres niñas. Según una nota del Diario Presencia del 8 de febrero del 2013 firmada por Armando Ramos, “el caso fue denunciado ante la Agencia Especializada en Delitos Sexuales y Contra la Familia y, a pesar de eso, no ha sido siquiera separado del cargo”.

La joven está ante la total indefensión. No sabe si el ataque fue a causa de su labor periodística o simplemente por ser una mujer que estuvo en el lugar equivocado a la hora inadecuada.

De cualquier manera, si el violador no sabía a quién había atacado, ahora lo sabe y puede presionarla para que retire la denuncia.

La violencia contra las mujeres, sobre todo si es de tipo sexual, siempre ha sido minimizada por las autoridades, incluso las cifras sobre feminicidio.

Veracruz, el estado más peligroso

Según el primer informe semestral de la ONG Articulo 19,  titulado “Más violencia, más silencio”, afirma que en lo que va del 2015 seis periodistas fueron asesinados a causa de su trabajo. Ellos fueron Moisés Sánchez, Armando Saldaña y Juan Mendoza, en Veracruz; Abel Bautista y Filadelfo Sánchez, en Oaxaca; y Gerardo Nieto, en Guanajuato”, indica en su informe.

El informe también documenta 227 agresiones contra la prensa en lo que va del año. Según el reporte de Artículo 19, Veracruz es el estado mexicano más peligroso para la prensa, con 18 homicidios desde el año 2000 y subraya lo grave de la situación y la indiferencia de los gobiernos a nivel local, estatal y federal ante dichas agresiones.

Darío Ramírez, director para México y Centroamérica de Artículo 19, explica lo que sucede en Veracruz comparando la situación del vecino estado de Tamaulipas: “Si vemos las estadísticas de Tamaulipas, la autocensura rindió frutos pues disminuyeron las agresiones contra periodistas. Ninguna nota vale una vida. Entendemos que no hay las garantías  para hacer periodismo y los que quieren el silencio de la prensa, ganaron. Veracruz va en ese camino. Allá los pequeños tiranos que la gobiernan tienen una clara intención de silenciar las críticas, una vieja práctica muy arraigada por los gobiernos priistas desde las décadas de los sesentas y setentas, donde las descalificaciones, golpes bajos en un contexto de autoritarismo, sin ningún elemento democrático garantiza la libertad de prensa”. Aunado a esto, continúa Ramírez, está el crimen organizado: “A estos dos actores no les gusta el periodismo independiente, crítico, oportuno, veraz, hacen que el grado de vulnerabilidad de los periodistas sea altísimo”.

Junto a esto, asegura el activista, la prensa veracruzana “nunca ha tenido una historia de independencia, de autonomía, de fortaleza”. Por el contrario, “esa prensa ha vivido siempre bajo el régimen príista”. Durante el gobierno de Javier Duarte, actual gobernador del Estado de Veracruz, Artículo 19 cuenta 11 periodistas asesinados. Ramírez asegura que “el brazo ejecutor es el crimen organizado, el que recibe una orden del aparato político”.

Las oficinas de Artículo 19 están en una casona llena de sistemas de video vigilancia y seguridad. Ellos también han recibido amenazas.

- ¿Desde tu perspectiva se trata de unas cuantas manzanas podridas, unos cuántos políticos corruptos o es un problema estructural?

“Al periodismo mexicano hay que refundarlo. Las prácticas tienen que cambiar. Se necesita un alto grado de complicidad de los medios para llegar a lo que tenemos ahorita y me refiero al silencio, la falta de presión periodística contra el gobernador Javier Duarte por todos los homicidios de periodistas, de sus colegas. Es un silencio cómplice que prefiere los contratos de publicidad oficial a denunciar el asesinato de un colega. Y lo que pasa en Veracruz lo vemos a nivel nacional. La prensa parece un actor paraestatal, vocera del poder”, sentencia Darío Ramírez.

Autor

Biography: 

Marta Durán de Huerta, periodista y socióloga mexicana.

Historial

Miembro durante
3 años 5 meses